el Día de Córdoba
VI 16 1 2004

CORDOBA

19

EN PERSONA CEDRO MATYOLA
Un americano enamorado del cante flamenco y de la guitarra española

Natural de California, Cedro ha encontrado en Córdoba la oportunidad de desarrollar sus cualidades como guitarrista, donde trabaja actuando en varias peñas flamencas locales.


D. J.


Hace muchos años Cedro Matyola quedó prendado de los acordes de la guitarra española al oir una emisora californiana, ya que en Estados Unidos el flamenco estaba en paños menores hace unas decadas. Pero ahora, son muchos los americanos que desean aprender a bailar este arte e iniciarse en el manejo de la guitarra espaiiola tras el auge de los artistas latinos y de la cultura hispana, según reconoce Cedro, uno de los pioneros de la promoción del flamenco en aquellas tierras. De hecho, este norteamericano fue el promotor de la Sociedad Flamenco Cultural de San Diego, que reúne anualmente a más de 300 personas aficionadas a este arte.

Un americano enamorado del cante flamenco y de la guitarra española. Natural de California, Cedro ha encontrado en Córdoba la oportunidad de desarrollar sus cualidades como guitarrista, donde trabaja actuando en varias peñas flamencas locales.En Estados Unidos, Cedro estuvo diez años aprendiendo a tocar la guitarra, acompañando a las estrellas de la tierra, como el Pollito de California, uno de los artistas más representativos del arte flamenco en dicho país. Un cordobes, afincado


MANU FERNANDEZ

en Nevada y amigo de Cedro, invitó a este californiano hace cinco meses a visitar Córdoba, ciudad en la que reside desde entonces con el objetivo de perfeccionar su talento con la guitarra. Entre sus objetivos, Matyola destaca su vuelta a California para promover todo lo aprendido por los artistas españoles, a los cuales acompaña con sus acordes de guitarra en varias peñas flamencas de la ciudad, en las que actúa para ganarse un sueldo y perfeccionar su estilo musical.